la frontera eeuu canada deja de ser amistosa

La frontera entre Canadá y Estados Unidos se volverá una frontera vigilada y armada, debido a que se quiere evitar la inmigración ilegal este ambos países. Los canadienses van a tener que presentar el pasaporte para viajar a Estados Unidos a partir del 1 de junio. Esta nueva norma ha sido elegida para poder proteger de una mejor manera la frontera, que se ha vuelto un punto muy conflictivo y todavía lo será mucho más en el futuro, porque las tensiones entre ambos países, está creciendo.

frontera.jpg

Es bastante indignante que ahora vuelvan a pedir documentos a los canadienses que quieran viajar a Estados Unidos, pero sin duda es una determinación que desde los Estados Unidos creen que es una forma de poder proteger esta frontera y que los inmigrantes ilegales no puedan pasar de un lado a otro, que es uno de los graves problemas que estos dos países tienen actualmente, debido a que las condiciones de vida de otros países, hace que personas no tengan otra solución que intentar cruzar la frontera de manera clandestina.

Recuerden que los turistas canadienses tendrán que aportar el pasaporte o un documento similar, siempre y cuando quieran viajar a Estados Unidos a partir de 1 de junio, una fecha en la que la frontera volverá a ser vigilada con intensidad, con hombres armados y demás. No se tolerará que los inmigrantes vuelvan a cruzar la frontera, por lo que ahora seguramente pueda haber una mayor seguridad, gracias a este control, aunque polémico para los canadienses, porque se sienten afectados.